Posts Tagged ‘ramiro calle’

Recordando viejas costumbres…

Muchas veces me planteo por que decidí empezar a escribir un blog. De las respuestas que me vienen a la cabeza la que más me gusta sin duda es la facilidad de expresarse y de transmitir ideas que en ocasiones, en una conversación normal solo puedes desarrollar de manera superficial e incompleta. Hoy por ejemplo, voy a hablaros acerca de un ejercicio que llevo algunos años intentando pero que por falta de constancia o de fuerza de voluntad me cuesta practicarlo con normalidad: La meditación.

La meditación es un tema difícil de tratar porque por lo general, mucha gente deja que su prejuicio ante este tipo de temas le guíe en su decisión de rechazarlos, lo que impide que puedan llegar siquiera a interesarse en saber de que tratan. Si fuéramos por la calle preguntando por la meditación a cualquier viandante, por lo general, la respuesta iría encaminada del mismo modo: “eso que hacen los monjes budistas”, “¿algo así como una reflexión profunda no?” , o seguramente cerrarían los ojos, harían un gesto con los dedos y dirían “om” mientras se sonríen. La información llega, pero llega distorsionada. Por eso, voy a intentar sintetizar y dejar las cosas claras para que luego podáis decidir vosotros y formar una opinión.

Ante todo el acto de meditar es una herramienta, y la utilidad de la misma reside precisamente en el uso que le demos. Viene siendo utilizada desde tiempos remotos y ha estado presente en multitud de culturas, sin embargo ha destacado especialmente en la India donde se han desarrollado todo tipo de técnicas, y se ha abordado con profundidad el autoconocimiento. La publicidad que se ha hecho de esta práctica es bastante amplia, sin embargo se ha tratado de manera superficial como un mero ejercicio de relajación o de evasión.

Personalmente creo que la meditación es una práctica que puede abordarse desde dos puntos de vista definidos: Uno práctico y orientado al desarrollo de facultades mentales y/o emocionales, y otro encaminado al desarrollo personal de cada uno, a la sabiduría, (aunque dichos caminos están inevitablemente entrelazados). Aquí voy a centrarme en lo primero, es decir, dejaré la base para quién quiera seguir indagando.

Si dejas de leer un momento y cierras los ojos, verás que de manera involuntaria vienen a tu mente todo tipo de imágenes, recuerdos, sonidos e ideas desordenadas, una marabunta de contenido que viene y va. Es mente indisciplinada, un caballo desbocado que te lleva de un lado a otro frenético; eso no eres tu, lo que nos compone no es nuestro contenido mental igual que el agua no convierte en agua al vaso. Lo que se busca con la práctica meditativa es refrenar esas contaminaciones mentales y desarrollar una percepción más completa de las cosas, afinando la consciencia y de paso desarrollando la atención, la concentración y la armonía. Aunque pueda parecer raro, meditar no implica necesariamente estar sentado y recluido en tu habitación durante media hora al día, más que una acción es una actitud. Es mantener la consciencia alerta, meditamos si estamos atentos a lo que decimos, lo que pensamos y lo que hacemos, meditamos cuando somos “testigos” de nuestros propios procesos, cuando nos convertimos en el observador.

Como dije antes, no hay “una manera de meditar”, sino un gran género de técnicas que aunque diferentes, todas comparten la misma actitud. Es sencillo, elige la que más te guste y adelante, medita. El proceso común a todo ejercicio de meditación en la quietud es el siguiente:

  1. Elige una habitación donde te sientas cómodo y a gusto con el entorno.
  2. Selecciona un sitio donde sentarte y respétalo en las próximas ocasiones, (primer paso para disciplinar la mente).
  3. Cruza cómodamente las piernas según tu grado de flexibilidad y siéntate con la espalda erguida, evitando echarte hacia los lados, delante o atrás pero sin tensiones ni excesos. Esto es muy importante ya que evitará que te duermas y te adiestrará en carácter y disciplina.
  4. Relájate sin perder la compostura y respira con naturalidad, poco a poco se lentificará tu respiración.
  5. Elige una técnica de meditación y empéñate en ella, sin desesperar pero sin ceder a la indolencia o  la pereza, se firme en tu cometido. Si te distraes no te frustres y vuelve pacientemente al ejercicio.
  6. La constancia es necesaria, y paradójicamente es lo que más suele costar conseguir.

-En cuanto a las técnicas que podéis utilizar, aquí os dejo unas pocas extraídas del libro “El Arte de meditar” de Ramiro A. Calle:

  • Concentración en la respiración: Es una de las más utilizadas y tiene muchas variantes. Fija la atención en los orificios nasales respirando con naturalidad y esforzándote por percibir la sensación táctil que el aire provoca al entrar y salir, no sigas el curso de la respiración, únicamente fija tu atención en los orificios, evitando distraerte.
  • Concentración en la respiración (II): Toma consciencia de tu respiración. Imagina que el aire que inhalas es rojo y el que exhalas es verde. Asocia la inhalación con un sentimiento de vigor y la exhalación con un sentimiento de serenidad.
  • Concentración en las sensaciones corporales: Dirige tu atención a las sensaciones que se vayan presentando en el cuerpo: molestias, picores, calor, frío etc. Debes esforzarte por estar muy perceptivo hacia cualquier sensación.
  • Concentración en una cuenta regresiva: Relájate y céntrate en contar del 100 al cero de una manera lenta y rítmica mientras visualizas el número mentalmente. No te distraigas, si pierdes la cuenta, vuelve a empezar.
  • Concentración sobre el propio cuerpo: Selecciona una parte del cuerpo: un brazo, el entrecejo, una mano y fija la mente en una abstrayéndote  totalmente del resto del cuerpo. Siente esa zona, experiméntala.

*Cada sesión debería ser de unos diez minutos o un cuarto de hora la principio, y cada vez ir aumentando más el tiempo hasta llegar a unos 40 minutos. Todo depende de cada uno.

Espero que os animéis a probarlo, una vez estás en ello la sensación de tranquilidad es icomparable.

Saludos

-Para saber más: “El Arte de meditar” de Ramiro A. Calle- —->  http://www.taringa.net/posts/ebooks-tutoriales/8155228/Entrevistas-Meditacion-Libros-Ramiro-Calle—Completisimo.html

Anuncios